La Balona se aprovecha de un débil Lorca Deportiva (0-2)

No fue el día del Lorca Deportiva. Quizá el sobreesfuerzo físico de los dos últimos partidos en pocos días y con los efectivos justos. Quizá hay que tener paciencia para que se recuperen unos y lleguen tras los papeleos otros. Quizá sumar 1 punto de 9 posibles y ser colista del grupo IV de Segunda “B” no es grave aún, ya que sólo estamos en la 3ª jornada. Pero el caso es que este domingo la Real Balompédica Linense se llevó los tres puntos en un encuentro de poco fútbol y escasas ocasiones en el Artés Carrasco. Los gaditanos querían imponer un ritmo alto según su entrenador, con presión a la salida local, pero lo cierto es que el ritmo inicial fue más bien de pachanga de pretemporada. Espeso. Empezó algo mejor el conjunto visitante, aunque poco a poco el Lorca se desperezó e intentaba irse arriba aunque con más fe que fútbol, y pocos para recibir y tocar el balón. En el 23 Pedro hizo lo que en el baloncesto se llama “coast to coast” y cuando llegó al área disparó muy flojo, a las manos de Montoya. Mawi, solo en la izquierda, se desesperaba al ver que su compañero no levantó la cabeza. Misma operación en el 43. Pedro se va hacia la meta rival, y en esta ocasión fue Luismi al que vio demasiado tarde. Poco que llevarnos a la boca hasta el descanso, salvo la lesión de Diego Ruiz, con una sobrecarga en los aductores. Y una sóla tarjeta amarilla, la que vio un voluntarioso Pape Ndiaye.

Pedro, uno de los protagonistas del Lorca Deportiva en la primera mitad, aunque no pudo ver puerta. Foto: Cristhian Cabrera

La segunda mitad arrancó con un disparo de Sergio Molina que atrapó Simón en dos tiempos. En el 56 era Pedro el que tenía la oportunidad para el Lorca con una falta desde la frontal que se fue desviada por poco. Cuatro minutos más tarde entraba Wilson Cuero por Stoichkov en la Balona, entre tímidos silbidos de su antigua afición. Y en uno de los primeros balones que tocó, puso el 0-1. Minuto 67. El Lorca había dado un paso atrás tanto físico como táctico en la 2ª parte, y un Linense más fresco se aprovechó de ello, dejando el Artés Carrasco aún más frío de lo que ya estaba. Y encima, el tanto era de Wilson Cuero, que apenas demostró su faceta goleadora en medio año con el Lorca Deportiva.

A partir del gol gaditano, los lorquinos intentaron la igualada pero sin éxito. En el 73 Juan Arcas, que entró por Javi Saura, rozaba con la cabeza un centro de Mawi, pero se fue desviado. En el 78 era el propio Mawi el que lo intentó, pero su disparo mordido lo atrapó Montoya en dos tiempos. Dos minutos más tarde, también Mawi de jugada personal probaba al cancerbero blanquinegro, pero no había forma. Hasta que en el 83 y con las fuerzas ya más que justas en los blanquiazules llegó la puntilla. Incursión del Linense por banda izquierda que nadie puede parar, pase de la muerte a Wilson Cuero que se topa con Simón, pero al segundo rechace Juampe hace el 0-2 a placer. Colorín colorado, y el Lorca Deportiva a pensar en ampliar poco a poco el número de jugadores disponibles, y sobre todo en el Hércules (Copa del Rey el miércoles), y en visitar al Écija el sábado a las 19:00 horas. Duro rival que lleva dos victorias y una derrota en este arranque de Liga en el grupo IV de Segunda “B”.

Pape Ndiaye dispara pero se topa con la muralla de la Balona. Fotos: Cristhian Cabrera

Crónica de José D. Millán

Fotos de Cristhian Cabrera

Comentarios

Enviar comentario

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies